Share on FacebookShare on LinkedInTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+Print this pageEmail this to someone

Toti Martínez de Lezea, escritora gasteiztarra, contadora de cuentos y leyendas, de historias olvidadas y vidas reinventadas, imaginadas, soñadas… Prolífica profesional, activista cultural, apasionada de la lengua y de las tradiciones, de esta tierra nuestra que necesita ser mimada para no perderse en la inmensidad de este mundo globalizado. Con ella empezamos este viaje ¡No te lo pierdas!

Toti Martínez de LezeaFormada como traductora en francés, ingles y alemán, fundó en 1978 el grupo de teatro Kukubiltxo en compañía de su marido, proyecto en el que colaboraron juntos durante cinco años. Ha escrito, dirigido y realizado programas en vídeo para el Departamento de Educación del Gobierno vasco o series infantiles y juveniles para ETB .

Desde 1983, comienza su andadura literaria con la recopilación de leyendas vascas, alternada con actividades teatrales, cursillos y volviendo en alternancia a su labor de traductora, hasta 1998, cuando Ttarttalo publica su primera novela  ‘La Calle de la Judería’, que narra la vida de una familia judeoconversa de Vitoria en el siglo XV.

Desde entonces los títulos se han sucedido de forma casi exponencial. Trabajadora incansable, afirma que se ha ganado a pulso lo que tiene, a fuerza de trabajo y disciplina férrea. Su obra ha sido traducida al euskera, francés, alemán, portugués, ruso, inglés e incuso braille. Habitualmente colabora con diferentes medios de comunicación y da charlas en bibliotecas, asociaciones culturales y centros educativos y ha sido ponente en diferentes cursos de las Universidades de Zaragoza, Navarra, Pública de Navarra, Santiago de Compostela,  Pontificia de Salamanca, Huelva, Córdoba, Cádiz, Granada, Deusto y País Vasco.

Buenos días Toti. Cuéntanos, como iniciaste tu formación

Si te refieres a mi formación como escritora, supongo que comenzó cuando tuve el primer libro en la mano. Para escribir es necesario haber leído antes mucho, y yo he leído muchísimo, calculo que varios miles de libros, de todos los géneros.

Increíble, y yo que me tenía por una buena lectora…
Entonces, después de toda esa preparación indispensable para el escritor ¿cuándo comenzó tu carrera?

Me lance a escribir con casi 50 años porque hice una apuesta. A veces me dicen que tengo suerte, que salgo en los medios, que vendo libros… pero no ha sido así siempre. Nadie te regala nada en este oficio y, cuando salió mi primera novela, no hubo publicidad, presentaciones, entrevistas, ni nada por el estilo.

Con estos comienzos, llamémosles humildes, en el panorama literario ¿Cuáles han sido las claves de tu éxito? ¿Le debes a alguien o a algo el estar donde estás? 

¿Las claves del éxito? Probablemente que creo en lo que hago, sin esperar nada más que la propia satisfacción y la de quienes leen lo que escribo. En cuanto a si le debo algo a alguien, les debo a mis padres la educación que me dieron, y el amor por la lectura que ambos me inculcaron. También le debo a mi pareja que siempre me haya animado, y a las editoriales que han hecho posible que mis historias tengan tapas. Y poco más. Mis lectores me los he ganado a pulso, trabajando sin descanso.

Después del tiempo transcurrido desde aquellos comienzos y con un montón de éxitos a tus espaldas, al mirar para atrás ¿Hay algún proyecto o algún momento especial que recuerdes con más ilusión?

Siempre he tenido proyectos, y siempre he disfrutado con lo que he hecho, ya fuera el teatro o la televisión, y ahora los libros. Pero cada cosa tiene su momento, y una vez que se ha acabado no hay por qué darle más vueltas. El problema de muchas personas es que solo tienen un proyecto, y cuando este falla, o se acaba, no saben qué hacer. Ahora, si me preguntas lo que recuerdo con más ilusión de mi faceta de escritora, te diría que el momento en que tuve mi primer libro en las manos. ¡No se me quitó la sonrisa en una semana!

En qué estás trabajando ahora Toti ¿Puedes adelantarnos algo?
Pues ahí ando… con una nueva novela que espero sacar a tiempo para la Durangoko Azoka. Aunque si no llego, tampoco pasa nada. La versión en castellano estará seguro, en euskera andará un poco justa, pero tengo muy claro que o salen las dos versiones juntas o no sale solo la de castellano. También debería salir en francés, que es la tercera lengua de nuestro pueblo, pero esto ya es algo más problemático porque las traducciones son caras y no le puedo pedir a la editorial que haga más esfuerzos de los que ya está haciendo.

¿Existe alguna faceta de Toti Martínez de Lezea, que sea más desconocida?

Me gustaría mencionar mi faceta de escritora para niños y jóvenes, en especial la serie ‘NUR’, basada en mi propia nieta, que ya cuenta con diez entregas y con miles de lectores tanto en castellano como en euskera.

Bueno, te anunciamos que la siguiente entrevistas será la de Estibalitz Jalón, la ilustradora de uno de tus cuentos ‘Una bola de Cristal muy Especial’. Nos encanta su trabajo y juntas hacéis un tandem espectacular.

¿Qué esperas del futuro con respecto a tu profesión?
Seguir mientras el cuerpo aguante y tenga ganas de pasar entre seis y ocho horas diarias escribiendo. Como te he dicho antes, esto es un oficio que se aprende haciéndolo; no es un hobby de fin de semana, es un trabajo diario que implica grandes dosis de disciplina y esfuerzo por parte de mucha gente, además del autor/a.

Sácanos una sonrisa Toti, porque seguro que en este tiempo te han pasado muchas cosas que contar ¿Hay alguna anécdota que recuerdes especialmente?

Me ha ocurrido cosas divertidas, otras no tanto, pero tampoco dignas de reseñar. Una vez un señor fue a una de mis charlas, era el único hombre entre un montón de mujeres y el tema era precisamente este, la mujer. Pensé que habría ido acompañando a su pareja, pero a la hora de las firmas también se puso a la cola, sacó un montón de papeles del bolsillo y me dijo a ver si podía pasárselos a máquina. Le contesté que ese no era mi trabajo, y él insistió: “Usted es escritora, ¿verdad? Pues si es escritora sabrá escribir a máquina, y me gustaría que me pasara a limpio esto que he escrito. Ah, pero no me cambie nada ¿eh?” Debió marcharse muy decepcionado.

 

 

Haznos cómplices de tus esperanzas y anhelos, Toti, ¿Hay algo que te falte? ¿Alguna meta que desees alcanzar tanto en tu vida profesional como humana?

Ninguna en especial. Estoy satisfecha con lo que tengo, y no espero nada más. En todo caso, mejorar. Cada novela que empiezo es un reto, ¡y me gustan los retos! Si no mejoro, si no soy capaz de superarme, de hacer cosas diferentes, apaga y vámonos. No hay nada más aburrido que repetirse.

En cuanto a la humana, podría decir lo mismo, que estoy satisfecha. Vivimos en Larrabetzu desde hace más de 40 años, aquí han crecido nuestros hijos, y aquí viven con sus familias. También mi madre dejó Vitoria-Gasteiz hace ya diez años y se vino a vivir cerca de nosotros. Por lo tanto, tengo a mi lado a las personas que más quiero, y ¡algo habremos hecho bien Alberto y yo para que tenerlos a todos alrededor!

Además de escribir, has desarrollado otras facetas de forma profesional más o menos dilatadas en el tiempo. ¿En cuáles te has sentido más cómoda?

Probablemente hablando. Me encanta hablar, mejor dicho me encanta contar todas esas cosas que me apasionan: la historia de nuestro pueblo, la mitología vasca, la vida de las mujeres, la brujería, los oficios, la Edad Media… Podría estar hablando horas y horas, y, de hecho, lo hago porque doy unas 50 charlas al año. Creo que en otra vida fui kontalari, ya sabes, uno de aquellos/as que iban por los pueblos contando historias. O tal vez fui titiritera…

En Baskonia Cultura nos interesan mucho los procesos creativos, nos parece fundamental conocer de primera mano cuáles son las inquietudes del autor/artista que transforma algo en otra cosa ofreciéndole su propio prisma, cuáles son sus influencias o cuál el componente conceptual que envuelve a toda la trama. ¿Cuéntanos cómo da Toti Martínez de Lezea forma a sus novelas, con ese estilo personal que le caracteriza?

Me gusta la narración llamada “histórica”, pero no se trata de escribir Historia, ni de novelarla. Se trata de crear mi propia trama y situarla en un escenario en tiempo pasado que debo conocer bien para no meter la pata, ¡aunque a veces la meto!

Han sido muchos y buenos autores los que he leído y, probablemente, algo habrá de ellos en mi forma de narrar. Por citar algunos… me encantan los escritores del siglo XIX: Tolstoï, Dumas, Victor Hugo, Zola, Dostoyevsky, Chejov, Stendhal… ¡Son legión! De aquí, me gusta Pío Baroja.

El componente conceptual de mi trabajo casi siempre es el mismo: contar nuestra historia, englobando en esta idea todo aquello que nos ha permitido llegar como pueblo al siglo XXI. Podría situar las tramas en el momento actual, pero el hecho de situarlas en otras épocas les da un plus y esa unión, ficción-realidad, es lo que creo llega a los lectores.

Lo que convierte el trabajo creativo en arte es la imaginación. Sin imaginación, sin capacidad para crear, no hay arte, solo artesanía, que tampoco está nada mal.

Sabiendo lo que sabes ahora ¿qué consejos le darías a alguien que se inicia en este universo apasionante del oficio de escritor, capaz de inventar una vida para otra persona?Toti Martínez de Lezea

Tesón, paciencia y fe en uno mismo. Aprendemos a escribir a los cinco años, pero eso no significa que todos seamos capaces de escribir un libro que atrape a los lectores. Hace falta algo más que juntar palabras para hacer un oficio de la escritura. Y también le diría que no mire a aquellos/as autores que han dado un braguetazo editorial y han vendido miles de ejemplares de una tacada. Son muy pocos y, en la mayoría de los casos, tienen detrás una potente maquinaria mediática apoyada por una gran editorial a la que solo le importa vender y que los deja caer en cuanto ya no venden. Triunfar con una primera o segunda novela no significa nada, aunque sea económicamente rentable, si luego no se es capaz de mantener una línea y conseguir que tus lectores estén deseando que salga el próximo libro. En esto de la escritura, vale más ir poco a poco, no tener prisa y no perder la ilusión.

¿Cómo se está desarrollando la industria literaria? ¿Se encuentra el mercado en proceso de cambio?

Digamos que la famosa crisis nos toca a todos por igual, y que el libro no es un producto imprescindible para vivir. Además, hay millones de volúmenes en las bibliotecas públicas, y en Internet. Un lector/a de vocación siempre encontrará el medio para leer, incluso releyendo los libros que tiene en casa. El problema es que la oferta es mayor que la demanda, debido a que durante los años de bonanza se publicó demasiado, bueno y malo. Pero, si echamos la vista atrás, ¿cuántas editoriales había hace 50 años? ¿Cuánta gente leía entonces? Ahora hay más lectores y más interés por la lectura que cuando yo era joven, así que desde ese punto de vista soy optimista.

La Tecnología ha llegado también a la literatura, no sólo facilitando un acceso rápido a la compra de un libro o a la lectura a través de ebook, sino también con las posibilidades de promoción o autopromoción a través de las redes sociales. ¿Qué uso haces de estos medios y cuál es tu opinión con respecto a la inmediatez y accesibilidad que provoca la tecnología?

Tengo mi web oficial y también estoy en Facebook, aunque no he probado los otros sistemas porque ya me lleva demasiado tiempo estar al día con lo que tengo. El contacto con los lectores/as por medio de Internet ha resultado ciertamente interesante. Suelo contestar a todos lo que me hacen comentarios o preguntan algo en concreto; me resulta muy entretenido y agradezco su interés.

Otra cosa es la piratería que el Gobierno sigue sin querer atajar como, por ejemplo, lo ha hecho el de EEUU. Aquí cualquiera puede bajarse una película, un disco o un libro aduciendo eso de que “la cultura es un derecho del pueblo”. Y lo es, pero cultura no significa que uno pueda robar los derechos de autor. Quienes claman por el derecho a la cultura no se descargan la cantidad de material libre que hay en la Red, como una película en blanco y negro, o una sinfonía de Mozart, o una novela de Balzac. Hablan de sus derechos y olvidan el derecho del creador a vivir de su trabajo.

¿Afecta a los escritores de éxito como Toti Martínez de Lezea la situación social y económica que atraviesa el país? ¿Cuál es tu opinión al respecto?

Teniendo en cuenta que tenemos la casa pagada y los hijos emancipados, que somos sobrios en el comer y en el beber, que no nos movemos mucho y que no tenemos caprichos en cuestión de vestimentas y modas, no me puedo quejar. Aunque sí me afecta lo que veo a mi alrededor, los problemas económicos de muchas familias para salir adelante, en especial los jóvenes que no han tenido tiempo de prever el momento actual. Y también me afecta ver cómo se dilapida el dinero público que pagamos todos y cómo se benefician intereses privados a costa del empobrecimiento de la población en general y de las mejoras sociales logradas tras años de duros esfuerzos.

 

 

¿Cuáles son, a tu entender, la debilidades y fortalezas de nuestro sector cultural?

Nuestra única debilidad es nuestro tamaño, porque si fuéramos unos cuantos millones más no habría quien nos parara. No conozco otro pueblo de nuestras dimensiones con tal cantidad de artistas en todos los ámbitos de la cultura: teatro, danza, cine, música, literatura, escultura, pintura… No hay ciudad ni pueblo que no tenga su Casa de Cultura donde se promueven conferencias, proyecciones, conciertos, cursos, exposiciones. Las ferias de libros están por todas partes, también los cursos para adultos y las semanas musicales. Y, sobre todo, la remontada del euskera es espectacular por mucho que algunos se quejen. ¡Como se nota que no vivieron los oscuros años del franquismo en los que todo lo vasco estaba demonizado!

Totalmente de acuerdo contigo Toti, pero basándonos en esos criterios ¿Crees que desde las instituciones se desarrollan adecuadamente políticas culturales que palíen nuestro puntos débiles ?

En Euskadi pienso que se está haciendo un gran esfuerzo aunque, a veces, algo rimbombante y menos útil de lo que podría ser. En Navarra tienen una programación excelente, pero el Gobierno navarro obvia todo lo que suene a vasco, en especial el euskera, y es una pena. En Iparralde más de lo mismo, el Gobierno francés ignora el hecho vasco si no es para venderlo como folklore a los turistas. De todos modos, la mayor parte de la actividad cultural en los tres herrialdes es obra de los ayuntamientos y de personas voluntarias que no están esperando una subvención para organizar conciertos, festivales, encuentros y demás.

Tus años profesionales como escritora te habrán dado la oportunidad de leer y conocer a mucha gente interesante y a grandes profesionales ¿Podrías señalarnos dos o tres escritores que debamos entrevistar para el canal?

En Euskadi, Jon Arretxe, un hombre peculiar que alterna su profesión de escritor con la de cantante… ¡de ópera! Ha escrito libros de viaje y ahora se ha centrado en el género “negro”.

También Karmele Jaio es muy interesante desde el punto de vista literario y dará mucho que hablar si sigue por el mismo camino.

En Navarra, Miguel Sanchez Ostiz. No lo conozco personalmente, pero he leído algunos de sus libros. Tiene una bibliografía muy extensa y es de lo mejorcito que hay.

Seguiremos tus recomendaciones, seguro que poco a poco conseguimos acceder y poner en contacto a más sectores, a más autores, a más artistas y a más profesionales de la cultura que nos permitan hacer de Baskonia Cultura una plataforma de referencia.

De momento, te deseamos lo mejor con tu próxima novela, esté o no para la Durangoko Azoka, la estaremos esperando con avidez, para disfrutar de ella y para presentársela a nuestros lectores. Ha sido un placer. Un abrazo Toti eta Ongi Izan!

………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………….

 

Relación de algunos de los títulos publicados por Toti Martínez de Lezea

1986 Recopila y escribe Euskal Leyendak/ Layendas Vascas, libro publicado por la Editorial Erein.

1998 La Editorial Ttarttalo publica su primera novela La Calle de la Judería, que narra la vida de una familia judeoconversa de Vitoria en el siglo XV.

1999La Editorial Ttarttalo publica Las Torres de Sancho, basada en la época de Sancho III el Mayor de Navarra en el siglo XI.

2000 La Editorial Ttarttalo publica La Herbolera, documentada en la caza de brujas de Durango, Vizcaya, en el año 1500.

2001 La Editorial Ttarttalo publica Señor de la Guerra, ambientada en la lucha de bandos en el País Vasco y la quema de Arrasate-Mondragón en 1448.

 2002 La Editorial Maeva publica en abril, La Abadesa, que narra la vida de una hija ilegítima de Fernando el Católico con una mujer de Bilbao.

2002 La Editorial Erein re-edita en abril Leyendas de Euskal Herria en un nuevo formato y con nuevas ilustraciones.

2002 La Editorial Anaya publica en marzo su primera novela dirigida a un público juvenil, El mensajero del rey, con el viaje a Marruecos del rey Sancho VII el Fuerte de Navarra en el año 1199 como fondo.

2202 La Editorial Ttarttalo publica en noviembre Los hijos de Ogaiz, una novela ambientada en el siglo XIV en Estella, la época de la peste negra.

2003 La Editorial Maeva publica en marzo La voz de Lug, novela ubicada en la época de las guerras astur-cántabras en el siglo I a.C.

2003 La Editorial Anaya publica en octubre La hija de la luna, novela juvenil que trata del juicio de las brujas de Zugarramurdi.

2003 La Editorial Maeva publica en octubre La Comunera, novela ambientada durante la guerra de las Comunidades de Castilla en la primera mita del siglo XVI.

2004  La Editorial Maeva publica en octubre El verdugo de Dios, historia que transcurre en el siglo XIII, en el Camino de Santiago por Navarra.

2004  La Editorial Erein publica en diciembre Hautsi da katea, novela editada en euskara que narra la historia de una familia de Sara durante la revolución francesa, a finales del siglo XVIII.

2004  La Editorial Maeva publica en abril Los grafitis de mamá, monólogo de un ama de casa en clave de humor.

2005  Dirige una exposición interactiva con actores en la Casa del Cordón de Vitoria-Gasteiz basada en la recreación de un palacio del siglo XV-XVI en la que el visitante puede “ver” la forma en la que vivían sus moradores originales.

2005 La Editorial Erein publica en junio la versión castellana de Hautsi da katea, La cadena rota y La chaîne brisée en francés.

 2005 La Editorial Maeva publica en noviembre A la sombra del templo, historia que transcurre en Vitoria-Gasteiz en el año 1522 cuando Adriano de Utrecht fue nombrado Papa hallándose en esta ciudad.

2006 La Editorial Erein publica en abril un ensayo titulado “Sorginak” en su versión en euskara y “Brujas” en la de castellano.

2006 La Editorial Ttarttalo publica en noviembre La brecha, novela ambientada en la quema de Donostia-San Sebastián por las tropas aliadas inglesas y portuguesas en 1813.

2007 La Editorial Maeva publica en noviembre El Jardín de la Oca, historia ambientada en el siglo XIII en el Camino de Santiago.

2008 La Editorial Alfaguara publica en abril Muerte en el Priorato, una novela no-histórica dirigida a lectores de 12 a 14 años de edad.

2008 La Editorial Erein publica en junio, en una edición en euskera y otra en castellano, Nur y el Gnomo Irlandés/Nur eta irlandar gnomoa, un libro para niños de 7 a 11 años de edad.

2008 La Editorial Maeva publica en octubre Placeres reales, un divertimento sobre el sexo de los reyes, aderezado con recetas de cocina afrodisíacas y poesía erótica.

2008 La Editorial Erein publica en noviembre la novela La flor de la Argoma/Otalarea, cuya historia está ambientada en Oñate a mediados del siglo XIX, durante la 3ª guerra carlista.

2009  La Editorial Erein publica en abril, en una edición en euskera y otra en castellano, Nur y la selva misteriosa/Nur eta ohiana misteriotsua

2009  La Editorial Suma de las Letras publica en mayo un libro de relatos, Perlas para un collar. Judías, moras y cristianas en la España medieval, que ha sido escrito con Ángeles de Irisarri, a razón de quince narraciones cada una.

2009 La Editorial Erein publica en diciembre, Nur y el templo del dragón/Nur eta herenseguaren tenplua.

2010 La Editorial Erein publica en abril, Nur y la casa embrujada/Nur eta etxe sorgindua.

2010 La Editorial Maeva publica en mayo, La Universal, novela ambientada en Madrid a comienzos del siglo XX.

2010   La Editorial Erein publica en noviembre, Nur y el campamento mágico/Nur eta magia-kanpamentu

2011   La Editorial Erein publica en abril, Nur y la alfombra voladora/Nur eta alfonbra hegalaria.

2011   La Editorial Erein publica en mayo, Veneno para la corona/Pozoia koroari, novela ambientada en el siglo XIV, con el envenenamiento del príncipe Carlos de Viana de fondo.

2011   La Editorial Erein publica en abril, Nur y la rosa de los vientos/Nur eta haize-arrosa.

2012   La Editorial Ttarttalo publica en octubre, Mareas/Urak dakarrena, 35 historias de mujeres en la costa vasca a lo largo de veinte siglos.

2012   La Editorial Erein publica en noviembre, Nur y la isla de las tortugas/Nur eta dortoken uhartea.

2013  La Editorial Erein publica en noviembre, Itahisa, novela de una pasión, ambientada en Bizkaia y Tenerife hacia 1800.

2013 La Editorial Erein publica en noviembre, Nur y la cueva encantada/Nur eta koba-zulo liluragarria

 

Share on FacebookShare on LinkedInTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+Print this pageEmail this to someone